Entre nubes

Giralda encapotada

Olía mi tierra a lloriqueos de Mayo,
se encapotaba el cielo de la tarde
con homogéneos grises blancos.
 
Enfrente la Giralda
atormentada y gris como la tarde
entraba por mis ojos,
acompañada de marañas de antenas.



Rosa Díaz, "La Célula Infinita" (1980)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada